Ecografía a un lobo marino

Una completa cirugía máxilofacial realizó un equipo de médicos del Hospital Clínico Veterinario de la Universidad San Sebastián (Chile), a un cachorro de lobo marino. Según estiman los especialistas, el pequeño animal fue maltratado con un objeto pesado, seguramente un palo.lobo-marino

El pequeño animal, que ronda los 22 kilos de peso, presentaba una fractura doble de la mandíbula, con destrucción de piezas dentales, que se encontraban incrustadas en el tejido blando, produciendo necrosis de la zona. El equipo de médicos realizó una limpieza quirúrgica de la parte afectada y la fijación de la misma. También se aprovechó la oportunidad para realizar un examen ecográfico reproductivo y ocular.

“El lobo presenta úlcera corneal del ojo izquierdo e inflamación del nervio óptico del mismo lado. En estos momentos se encuentra en perfecto estado y muy animoso en tratamiento con antibióticos, analgésicos y complejos vitamínicos, además de pescado fresco”, expresaron los expertos asociados a sus cuidados. De hecho, nada en piscina, en compañía del otro ejemplar ya recuperado, de la misma especie y edad, que fue encontrado en estado de desnutrición y complicado con un cuadro respiratorio.

Una vez repuestos en su peso y sobre todo de sus lesiones, ambos lobos serán liberados durante los próximos días, en coordinación con Sernapesca.cirugia-lobo-marino

El equipo, coordinado por el doctor Miguel Ángel Mansilla (que también actuó como anestesista), contó con la presencia del doctor Paulo Montiel como primer cirujano, el doctor Hernán González, como segundo cirujano, y el enfermero Carlos Muñoz, arsenalero de la intervención. También apoyaron los alumnos de Medicina Veterinaria de la USS Lorena Badilla y Fabián Hernández, encargados de la alimentación del lobito, cachorro de Otaria flavescens.

Fuente: www.radiobiobio.cl