Ecografía veterinaria: Quiste renal

El estudio ecográfico de los riñones se realiza en el perro con sondas de 5 MHz y en el gato de 7.5 MHz.

Se coloca al animal en decúbito dorsal para obtener un plano sagital del riñón y en decúbito lateral, izquierdo y derecho, para un plano dorsal (frontal) y transversal. Se puede recurrir al decúbito esternal o en estación, en caso de ascitis o la existencia de grandes masas abdominales.

Perro:

  • Riñón izquierdo es más fácil de estudiar por su localización más caudal y porque, en ocasiones, el bazo actúa como ventana acústica.
  • Riñón derecho es de más difícil acceso por estar rodeado de hueso, pared costal, y aire del intestino. Es importante aplicar presión con el trasductor para desplazar las asas intestinales superpuestas. A veces hay que recurrir a una ventana entre el 11 y 12 espacio intercostal para estudiarlo.

Gato:

  • El estudio de ambos riñones es más fácil que en el perro por su localización más caudal y por un menor tamaño corporal.

Los quistes renales son alteraciones focales del parénquima renal. Pueden ser heredados (ej. Enfermedad poliquística renal felina) o adquiridos ( en caso de nefropatias crónicas). Únicos o múltiples. Unilaterales o bilaterales.

Características ecográficas de los quistes simples:

  • Contorno redondo u ovoide.
  • Contenido anecogénico, aunque se aumente la ganancia del ecógrafo.
  • Paredes lisas, delgadas y claramente demarcadas con un visible borde de la pared más alejada.
  • Marcado refuerzo posterior

Artefactos:

  • Sombra lateral, por la refracción del haz de sonido al atravesar el quiste.
  • Espesor falso. Cerca del borde del quiste el contenido puede parecer que contiene ecos resultante de los ecos originados fuera del quiste.

Diagnóstico diferencial:

  • Masas sólidas: Anecóicas pero con ecogenicidad de la pared más lejana y refuerzo posterior más débil. Al aumentar la ganancia aumentaría la ecogenicidad.
  • Hematomas, abscesos, tumores y quistes complejos Si las paredes son gruesas o irregulares, si existen separaciones internas o si el contenido no es completamente anecoico.
  • Coágulos sanguíneos uniformes, sangre sin coagular, abscesos sin detritus y necrosis asociada a tumores o cistoadenocarcinomas.  En todos los casos carecen de una o más características propias del quiste simple.
  • Se suele llegar a un diagnóstico con la ayuda de la historia clínica, exámen físico y otras pruebas laboratoriales.

Casos Clínicos:

  1. Perra. Yorkshire. 8 años. Anamnesis: está rara y tiene vómitos. Ecografía: Riñón derecho irregular, con pelvis renal dilatada y pequeño quiste.quiste-renal-tami
  2. Gato. Macho. Común. 1 año. Anamnesis: anoréxico y abdomen aumentado. Ecografía: líquido libre en abdomen (aspiración con aguja fina: líquido transparente y espeso). Hígado hiperecogénico. Hidrotórax. Hidropericardio. Quiste en ambos riñones. Diagnóstico: PIF.quiste-renal-chiqui2
    quiste-renal-chiqui

Fuentes:

  • “Diagnóstico ecográfico en pequeños animales” Nyland/Mattoon. 2ª edición.

Ecografias realizadas por Francisco Suárez Cabrera. Ecovet Canarias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *